Bares “respetables”

Cuando tenía 18 años me subí a la barra de un bar a bailar. Fue una experiencia genial, divertida y que nunca olvidaré. Incluso nos invitaron a chupitos de licor después a mis amigas y a mí.

Hoy, siete años más tarde, en un lugar totalmente distinto y con otro grupo de personas, volví a intentarlo, pero el camarero no me lo permitió. Todos nos reímos y lo lamentamos, de cachondeo.

Supongo que eso es lo que diferencia a un bar “respetable” de uno cualquiera; los bares respetables no dejan que un loco se suba a la barra o a una mesa a bailar al ritmo de Akon y Eminem…

Sea como fuere, bailando en la barra de un bar o haciendo cualquier otra cosa, os recomiendo que os lo paséis bien. Al final, la vida es corta y uno invierte demasiado tiempo preocupándose por tonterías.

KDLevin

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s